Mano en el pecho junto al cuello

En ocasiones es imprescindible considerar la remodelación de pecho

Las arrugas prematuras en el escote son un desafío común para las personas con pechos grandes. El efecto de la gravedad dificulta la eficacia de los cuidados específicos aplicados en esta zona, como pueden ser la hidratación adecuada, el uso regular de protector solar o una alimentación saludable. Una de las causas relacionadas con la aparición de este problema es la posición en la que dormimos, por lo que aconsejamos evitar dormir de lado o boca abajo.

¿Por qué en el escote?

A medida que envejecemos, la piel experimenta cambios que pueden manifestarse en forma de arrugas, sequedad y manchas. La exposición a la luz ultravioleta (UV) del sol y la influencia de la gravedad pueden contribuir al aflojamiento y la disminución de la flexibilidad de la piel. Además, ciertos hábitos como fumar o llevar una alimentación deficiente pueden tener efectos adversos en la piel, especialmente en el escote. Esta zona una de las más vulnerables y visibles debido a que la piel es naturalmente más delgada y posee menos depósito de grasa.

Si a pesar de llevar a cabo todos los cuidados específicos no se observa una mejora, se puede recurrir a tratamientos estéticos más avanzados como:

  • Mesoterapia. Utiliza microinyecciones que posibilitan la regeneración del tejido y estimulan la producción de colágeno con el fin de tensar la piel y acabar con la flacidez y los surcos.
  • Inyección de ácido hialurónico. Emplea ácido hialurónico sin reticular, es decir, favorece la hidratación más, no crea volúmenes. Además, estimula la creación de fibras de colágeno.
  • Luz pulsada intensa (IPL). Reduce la profundidad de las arrugas, generando nuevo colágeno y mejora la textura de la piel.
  • Remodelación quirúrgica de mamas. La más invasiva, pero puede ser una solución definitiva cuando otros métodos no han logrado los resultados deseados. Se combinan diferentes técnicas, como la eliminación de exceso de piel, el reposicionamiento de los tejidos o la reconstrucción del soporte estructural del pecho, mejorando la calidad y la tensión de la piel en el escote, reduciendo así la apariencia de arrugas y pliegues.
También te puede interesar:  Lucir escote perfecto en verano

Es importante destacar que después de estos tratamientos, la hidratación y protección solar sigue siendo necesaria para mantener la piel saludable y con buen aspecto.

Si estás considerando someterte a un procedimiento de cirugía estética, es crucial buscar la orientación de especialistas altamente capacitados. En la Unidad de Cirugía y Medicina Estética Muguerza-Franco de la Clínica Euskalduna, contamos con un equipo de expertos que te brindará una evaluación precisa y personalizada de tu caso, ayudándote a determinar la mejor opción de tratamiento para ti. No dudes en solicitar una cita al 638 852 942 o escríbenos a muguerzafranco@muguerza-franco.com para recibir asesoramiento sin compromiso.

Fuentes: Muguerza-Franco